Propiedades laxantes del café: ¿Qué dice la ciencia?

Tomar una taza de café por la mañana resulta imprescindible para gran cantidad de personas. Además de “despertar” al cerebro, a esta bebida se le atribuyen múltiples beneficios como proteger la memoria y prevenir enfermedades. También resulta ser un “alimento” muy adictivo y resulta sencillo el modo de comprobarlo.

Para muchos, tomar café estimula el movimiento intestinal

Fuera de ello, una de esa particularidades que tiene el café es que en gran parte de la pobación, tomar café estimula el movimiento intestinal y provoca ganas de ir al baño. Esto lo vemos constantemente en consulta.

Cuando lo preguntamos en nuestras redes sociales estos fueron los resultados:

El 62% de los encuestados respondieron SI.

La mayoría de las personas respondieron a la encuesta con un SI, indicando que el café ayuda en esta tarea. Pues bien, esperamos responder a algunas cuestiones en referencia a las propiedades laxantes del café aquí.

  • ¿Qué hay de cierto en ello?
  • ¿Están comprobadas las propiedades laxantes del café?
  • ¿Es la cafeína la que confiere esta propiedad o otra molécula?

Lejos de ser solo una creencia popular, diferentes estudios han demostrado que, en efecto, el café hace que algunas personas corran al baño minutos después de beberlo. En ese caso, la verdadera pregunta es ¿qué componentes del café producen el efecto laxante? Aunque muchos apuntan a la cafeína, es necesario saber qué dice la ciencia al respecto.

La cafeína del café y su relación con las propiedades laxantes

Los primeros estudios acerca de las propiedades laxantes del café se realizaron en la década de los 90. La investigación se realizó en 1998 y determinó que tanto el consumo de café con cafeína como el descafeinado estimulaban la actividad del colon, al igual que las comidas con más de 1,000 calorías.

Aunque los resultados del estudio no fueron concluyentes, ayudaron a determinar que el efecto laxante del café no se debe exclusivamente a la cafeína. Esto tiene sentido, en especial si consideramos que es poco común correr al baño después de tomar una Coca Cola o algún energizante, que también contienen cafeína.

Pese a ello, la Fundación Internacional para los Trastornos Gastrointestinales Funcionales (IFFGD) advierte que el consumo excesivo de bebidas con cafeína puede ocasionar diarreas o heces blandas, al igual que los edulcorantes artificiales y la lactosa.

Los ácidos, claves en las propiedades laxantes del café

Estudios más recientes, realizados entre el 2009 y 2014, señalan que existen distintos factores -aparte de la cafeína- que inciden en una pronta defecación minutos después de beber café. Según demostraron, los ácidos clorogénicos y otros compuestos presentes en la bebida influyen directamente en la producción de ácido estomacal, que a su vez mueve los alimentos a través del intestino.

Ácido clorexigénico presente en el café verde
Estructura de la molécula de ácido clorexigénico.

El café y su relación con los ácidos biliares

Para la American Chemical Society, la ingesta de café también incrementa la generación de ácidos biliares en el cuerpo. Su efecto estimulante sobre el intestino no guarda relación con el tipo de café consumido.

Es interesante notar cómo los mayores niveles de ácido gástrico en el estómago se relacionan con las propiedades laxantes del café, acelerando el trayecto de los alimentos hacia los intestinos en apenas cuatro minutos.

En este proceso también intervienen varias hormonas digestivas:

  • La gastrina. Hormona que liberan células especiales del revestimiento del estómago después de comer y estimula la secreción de ácido clorhídrico y pepsinógeno. Este último, precursor de la enzima pepsina que se activa tras entrar en contacto con el ácido en el estómago y que interviene en la digestión de las proteínas.
  • Y la colecistoquinina, hormona producida en el intestino delgado, el duodeno y el yeyuno. Interviene en procesos como la digestión y el apetito, generando una sensación de saciedad que nos ayuda a regular el apetito. Su producción es estimulada por la presencia de ácidos grasos y aminoácidos.

El café y la flora intestinal

Uno de los estudios más recientes sobre las propiedades laxantes del café data del año 2019 y estuvo a cargo de la Universidad de Texas. La investigación presentada en el Digestive Disease Week de ese año, propone que beber café estimula la motilidad gastrointestinal. Es decir, el desplazamiento de los alimentos por el aparato digestivo.

Aunque no lograron definir con exactitud qué sustancia del café acelera la actividad digestiva, los investigadores hicieron un interesante descubrimiento. Y es que, al parecer, esta bebida es capaz de reducir el crecimiento de bacterias en la flora intestinal.

Para este estudio se utilizaron varios grupos de ratas, a las cuales alimentaron con diferentes porcentajes de café por tres días. Al analizar los desechos de los roedores, notaron que la presencia de bacterias era notoriamente menor. En otro momento, mezclaron la materia fecal con varias dosis de café, logrando disminuir todavía más la actividad bacteriana.

Se trata de un estudio prometedor, ya que puede confirmar un elemento más a la larga lista de beneficios o perjuicios que se atribuyen al café. Los responsables de la investigación señalan que se necesitan más estudios para definir si los cambios favorecen a las firmicutes (bacterias buenas) o endobacterias (bacterias malas).

Las propiedades laxantes del café para tratar el estreñimiento

En el mejor de los casos, sería posible aprovechar las propiedades laxantes del café para tratar el estreñimiento post operatorio y afecciones similares.

También cabe la posibilidad de que al afectar a nuestra producción de energía, producirnos dependencia y acabar con la flora bacteriana; evita una correcta absorción de nutrientes, produciendo malnutrición y por tanto evitar la pérdida de peso prolongada en el tiempo.

¡¡CURIOSIDAD CURIOSA POR EXPERIENCIA!!

Prácticamente todos los valientes que acuden a nuestras consultas en presencial u online, son embajadores de los beneficios que han sentido al dejar el café, como mejora de digestiones, mejora de la calidad del sueño, mejora en la hidratación de la piel y aumento muy considerable de energía a lo largo del día.

Nutricionista Porter

¿Todo es coincidencia?

Para finalizar, compartimos un estudio realizado en el 2010. Aunque no se relaciona directamente con el café, indirectamente cuestiona sus propiedades laxantes, pues asegura que la actividad motora del colon de algunas personas aumenta significativamente al despertar por la mañana, enviándolas rápidamente al retrete.

Como puedes ver, todavía no se sabe a ciencia cierta a qué se debe el efecto laxante del café, aunque los estudios arrojan cada vez nuevos datos al respecto. ¿Qué teoría te parece la más acertada?

Abrir chat
1
¿En qué podemos ayudarte?
¡Hola! ¿En qué podemos ayudarte?